Tratamiento >> ¿Cómo es el tratamiento?
¿Cómo es el tratamiento?

El tratamiento está basado en la palabra.

Ud. es invitado a hablar de lo que lo hace sufrir, que no necesariamente es jugar. A veces, jugar es una salida al sufrimiento. Si Ud. se siente agobiado, aburrido, sobre exigido, solo, angustiado, ir a jugar lo puede aliviar y distraer. El problema es que, si se vuelve adictivo, se convierte en un nuevo problema.

Es un círculo del que es difícil salir. La culpa y la desesperación lo precipitan a volver para recuperar y cuando vuelve a perder, se repite la historia.

Lo que proponemos con el tratamiento es que Ud. encuentre otras salidas que no está considerando, y sólo cree que la suerte lo puede ayudar.

Este problema se resuelve a través de la palabra, y en ocasiones es necesario medicar, para ayudar a la terapia.


Los tratamientos que proponemos se adaptan a lo que creemos conveniente y estratégico para cada paciente y familia en particular.

Pasos del tratamiento

  1. Pedir una admisión con la directora. Puede concurrir el familiar solo, el paciente solo o el familiar y el paciente juntos. 
  2. Se realiza la derivación, que por lo general es de una frecuencia de dos veces por semana. Un espacio para la familia, y otro para el paciente solo.
  3. El trabajo grupal es una opción que se evalúa durante las admisiones.
  4. Los tratamientos son arancelados
  5. La duración del tratamiento varía según la gravedad del caso, pero tenemos un plazo de un año y medio promedio, donde esperamos lograr avances, tanto en el trabajo de subjetivación, como en la abstención. Lo importante no es el tiempo cronológico, sino los cambios al nivel de la relación con el juego y el dinero, el tratamiento de las recaídas, si las hubiera. 
  6. La abstención no es condición de entrada ni de continuidad de tratamiento. Lo que esperamos que ocurra es un cambio a nivel de la adicción, para que no sea un desplazamiento de un objeto a otro, igual de dañino.

Dificultades e impasses durante el tratamiento.

Es una patología que necesariamente nos enfrenta a los profesionales con los obstáculos tanto en la entrada del tratamiento como a lo largo del mismo.

A la entrada 
Generalmente el jugador no pide ayuda al otro, porque su salvación la espera de la buena suerte. No cree en los profesionales ni en los tratamientos, tal vez nunca tuvo una experiencia terapéutica.
El juego adictivo le sirve para paliar otra cosa. La consulta la realiza generalmente la familia. 

En el camino
Son frecuentes las recaídas, mentiras, ausencias, urgencias, frustraciones que atraviesan el familiar, el jugador y el equipo tratante.
Lo importante es sostenerse en el deseo de seguir el tratamiento y no bajar los brazos.

Hacia la salida
Nuestro propósito es que el sujeto capte para qué se entrega al juego de ese modo excesivo, que construya una vida sin tantas repeticiones, sepa como enfrentarlas y tome responsabilidad por sus actos, tanto los voluntarios como los involuntarios.
Lo que comprobamos es que mediante el trabajo, se recupera y encuentra sustituciones a esa pasión desmesurada

Para los profesionales. Orientación del tratamiento.
Nuestra orientación es psicoanalítica y no busca corregir la conducta, ni ejercer presiones sobre el control del impulso-
Le hacemos lugar al sujeto que está en un borde, buscando sus razones singulares y trabajar sobre los "agujeros negros" de su vida.
La dirección de la cura apunta a que el sujeto abra, despliegue y encuentre otras significaciones, allí donde el número, la suerte y el destino organizan el significado de su vida. 
También apunta a que se separe de ese goce auto-erótico que lo consume 
Nadie renuncia a algo que le proporciona placer y adrenalina sólo porque el otro se lo indique
La abstinencia o la renuncia van llegando en la medida en que el paciente aborda sus temas más personales. Entender cuál es la función que el juego y la suerte cumplen en su psiquismo clave para la recuperación.